YENIFER

Adri y Yeni 15/10/2016 Nos casamos en el Oro de Roma de Carracedelo no fue una decisión demasiado difícil ya que era un sueño de hace mucho tiempo, por el sitio, los salones, los jardines. Si volviésemos hacerlo lo elegiríamos de nuevo... para nosotros y nuestros invitados queda en el corazón una bonita boda con un ambiente genial...una comida exquisita y un jefe de sala maravilloso, siempre pendiente y atento de que todo estuviese bien. Gracias y mil gracias por todo. Nos volveríamos a casar una y mil veces allí.